Noticias Destacadas
Inicio / Noticias / ¡Tenía razón Mireles!
¡Tenía razón Mireles!

¡Tenía razón Mireles!

Por Santiago Heyser

La noticia me agarró desprevenido, Jesús Reyna, Secretario de Gobierno de Michoacán, estaba declarando ante la PGR por supuestas relaciones con Templarios. ¡No!, no me llama la atención que Reyna esté ante la autoridad, llama mi atención que la autoridad o el gobierno, sea lo que sea que estas palabras describan, haga su trabajo en contra de un priísta que vivió del presupuesto como diputado local, diputado federal, candidato a gobernador y funcionario en diferentes gobiernos del PRI; ¡Más!, cuando el anciano que hoy cobra como gobernador en Michoacán, Fausto Vallejo, conociendo vida, historia y milagros de Jesús Reyna, como diría mi abuela, no solo lo eligió como Secretario de Gobierno, sino que nos lo endilgó como gobernador interino cuando las mentiras sobre su salud fueron insostenibles y tuvo que tomar el tratamiento que le era inevitable.

Para ser congruente, el gobierno paralelo que hoy tiene Michoacán, así como las instituciones de la república (PGR, SEDENA, SEMAR y SSP), deberían investigar al “Gerber” y a políticos, empresarios, funcionarios, policías federales, lavadores de dinero y militares ligados a estas redes de corrupción; muebleros, aguacateros y fraccionadores incluidos… Digo,… si es que van en serio.

Hoy, a toro pasado, vemos que: ¡Tenía razón Mireles!, cuando señaló a Reyna y sus “reuniones” con la Tuta y los Templarios, como tenía razón yo cuando escribí en el periódico a.m., en Quadratin, en El Oportuno de Uruapan y ratifique en Radio Nicolaita, que era de una ingenuidad supina el que los autodefensas aceptaran como autoridad a un gobierno, el de Michoacán y el Federal, y como jefe a una institución, el Ejército mexicano, donde no habían depurado (encerrado, encarcelado) a sus funcionarios corruptos, ya que los jefes de “Los Rurales” (autodefensas desarmados) serían los mismos a los que combatían;… porque, a estas alturas del partido, salir con que: “El Chayo” tenía mansiones y los Templarios traficaban con minas, tráileres y barcos a cambio de precursores químicos pasados de contrabando a México para fabricar drogas, sin que nuestras autoridades portuarias, aduanales, políticas, policíacas y militares tuvieran  conocimiento, o que no hubieron militares, federales y funcionarios de los tres niveles de gobierno coludidos con los Templarios para otorgarles impunidad y poder; es querernos ver la cara de pendejos; cuando los ciudadanos estamos viendo la realidad de una corrupción rampante que pudre a Michoacán y a México desde las altas esferas de gobierno, con políticos y empresarios muy encumbrados metidos en la mierda de la corrupción hasta el cogote ¿Verdad Villarreal? ¿Verdad Manlio?

Vamos, para que me entiendan, sería como creer que el PRI-gobierno, no sabía de las redes de corrupción y prostitución en el D.F., de su líder Cuauhtémoc Gutiérrez, o que no estaban al tanto de los ríos de dinero que estos personajes, del crimen muy bien organizado, aportan en cada campaña electoral para ganar puestos “comprar” amigos, imponer candidatos a modo y obtener impunidad.

¡Cuidado!, no me malinterpreten, esto en nada beneficia al PAN que desde la cúpula “ignora” los moches y la corrupción de algunos de sus diputados. Tampoco valida al gobierno entreguista y corrupto de Felipe Calderón o al del inútil de Vicente Fox ¡Para nada!, como tampoco beneficia al PRD manchado por las ligas fraternales del ex gobernador Godoy con un esbirro y ex presidente municipal propiedad de los Caballeros Templarios; como no borra tampoco la corrupción financiera puesta en evidencia con el encarcelamiento de Humberto Suarez, ex tesorero de los perredistas: Lázaro Cárdenas Batel y del ínclito Leonel NoGodoyuna…

En otras palabras, la exhibida que hoy vemos de la corrupción priísta en el D.F. y en Michoacán, que llega hasta las mismas entrañas del poder político mexicano, simplemente presenta los vasos comunicantes que la corrupción tiene entre todos los partidos y la mayoría de la clase política y gobernante de México; cosa de ver la Reforma Energética… ¡Ah!, y ojo, no olvidemos que siguen sueltos Montiel, Robero Deschamps, Moreira, Yarrington y Herrera del PRI, Estrada Cajigal, Adame, Creel y Nava por el PAN (no sé si incluir como PAN a los “brillantes empresarios” entenados de Chente y a su pareja presidencial, se reciben sugerencias) Y recordemos, para la corrupción no hay límites ¡Tengamos memoria!, no olvidemos tampoco la impunidad que en México alcanza hasta a la bola de oportunistas perredistas que a escondidas metieron al Congreso a un “narco” para que tomando protesta, tuviera el fuero constitucional que otorga el ser diputado… Y hablando de memoria: ¿Qué me dicen del hoy su líder, el Sr. de las ligas y los dineros que nadie sabe y nadie supo donde quedaron? ¡Pa´ llorar!… Por eso afirmo: ¡Tenía y tiene razón Mireles!, el enemigo es la corrupción institucional y desarmarse sin haber encerrado a los corruptos ¡Es un despropósito!… ¡Así de sencillo!

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top
  • Facebook
  • Google+
  • Twitter
  • YouTube